sábado, 10 de octubre de 2015

Historia de la música trance




El Trance es un estilo desarrollado en los años 90. Se caracteriza por un tempo entre los 130 y 160 bpm, presenta melodías de sintetizador muy melódicas y repetitivas, y un estilo de subida y bajada de la música a lo largo de la duración de una canción. A veces se emplean voces, lo que da lugar al género vocal trance. Podría decirse que el estilo procede de una mezcla del Ambient, el Techno, y el House. El origen del término trance es ambiguo, aunque es posible que naciera del álbum publicado por Klaus Schulze “Trancefer” o del dúo Dance 2 Trance. Es posible que la música trance esté vinculada a la habilidad del beat de tambor para inducir a estados alterados de la consciencia.

Las primeras grabaciones que se hicieron del género trance provienen del movimiento Acid House británico, y fueron realizadas por The KLF. Los temas más destacados son “What Time Is Love?” y “3 a.m. Eternal” de los años 1988 y 1989. El empleo del término “puro trance” para describir esas canciones refuerza el nombre del estilo. Esas primeras grabaciones eran marcadamente diferentes de los lanzamientos y relanzamientos de éxitos comerciales posteriores y eran más minimalistas, enfocadas a las discotecas y con un tipo de sonido “underground”. El sonido trance detrás de esta era acid se dice que comenzó como una rama del techno en las discotecas alemanas a principios de los años 90. Frankfurt es citada a menudo como el lugar de nacimiento del género Trance.

El trance que se producía inicialmente compartía mucho con el techno en términos del tempo y de las estructuras rítmicas, pero además añadía matices más melódicos, que fueron tomados del house de la época. A mediados de los años 90, el subgénero progressive trance emergió con fuerza como uno de los géneros dominantes de la música dance. El progressive trance sentaría la piedra fundamental del trance contemporáneo.


Dado que el trance entró en el mainstream, muchos de sus fans originales se distanciaron del estilo. Como la industria se volvió más grande, los sellos musicales, productores, discotecas y dj’s empezaron a modificar su sonido a uno más pop, para hacerlo accesible a una audiencia más amplia y joven.


Una evolución alternativa fue fusionar el trance con otros géneros como el Drum’n'Bass. Algunos artistas intentaron esto, pero no consiguieron mucha aceptación. Estos artistas frustrados realizaron versiones extremas de la música trance que han mutado a estilos de “Hard Trance” como el Terrorcore y el Drillcore.


El género trance emplea una melodía de 4/4 compases, un tempo de 130 a 165 bpm, y frases de 32 beat, algo más rápidas que el House pero no tanto como el Psychedelic. Los primeros temas que se comercializaron eran a veces más lentas. Un kick drum es colocado en cada downbeat y un hi-hat regular es colocado a menudo en el off-beat. Algunos elementos percusivos extra son añadidos, y mayores transiciones, construcciones o clímax se presagian en los largos “snare rolls" (rápida sucesión de snare drum hits espaciados simétricamente creada hacia el fin de un measure o phrase).


Subgeneros

Acid Trance

El acid trance es un estilo de trance que surgió a finales de los años 80 enfocado en utilizar el sonido acid. La marca registrada del sonido “acid” es producida con un teclado Roland TB-303, mostrando una melodía secuenciada mientras se altera el filtro de secuencia de corte del instrumento, la resonancia, y la modulación envolvente. Este ajuste de tono en tiempo real no fue algo previsto en el uso original del instrumento.


El acid trance es la forma más conocida del estilo trance en Bélgica. Los primeros volúmenes de los compilados "Trancemaster" contienen algunas canciones del género acid trance. La diferencia es que mientras las canciones del acid trance se enfocan más en las líneas cambiantes del TB-303, las canciones del trance clásico son más atmosféricas, usan líneas de sintetizador “más suaves”. La frontera entre esos dos estilos es bastante difusa, ya que también emergieron al mismo tiempo.


Los artistas de acid trance en general son confundidos con sus psicodélicos homólogos del estilo goa trance, algo común ya que algunos de los primeros artistas del estilo acid eran presentados en compilados goa. Sin embargo, muchos de estos artistas nunca se consideraron parte del goa o el psychedelic y esos compilados a menudo eran hechos por sus sellos musicales que publicaban el acid trance junto a artistas del género goa.


Dream Trance

El dream trance (también conocido con el nombre dream house) fue un estilo de dance de corta vida que tuvo un gran éxito entre los años 1995 y 1997.

Su principal característica es la importancia de la melodía, en general de ensueño (de ahí su nombre), típicamente interpretada con un piano, o en algunos casos con un violín, un saxofón, etc. Y a partir de 2006, en la mayor parte de los casos, se crea mediante el empleo de un sintetizador de sonidos. La canción que lanzó al dream trance a la popularidad fue “Children” de Robert Miles, una pieza melancólica que forma parte del álbum “Dreamland” que también es un ícono del Dream Trance.


Entre los tracks más populares de dream trance están “Sky Plus” de Nylon Moon, “Celebrate the Love” de Zhi-Vago, “In Africa” de Pianonegro, “X-Files” de DJ Dado, y “Pyramids of Giza” de W.P.Alex Remark, entre otros. Rastros del Dream Trance pueden encontrarse hoy en día en el Progressive Trance.


Epic Trance

El estilo epic trance se basa en el progressive trance mediante el uso de progresiones de acordes similares, con la diferencia de que en éste se trata de un descanso en una progresión de acordes (lo que hace al sonido “más feliz”).


El balance entre acordes
mayores y menores en una progresión determina cuan “feliz” o “triste” suena ésta. Se caracteriza por una mayor progresión de acordes en todos sus elementos (sintetizador principal, acordes de bajo, acordes triples) con gran cantidad de acordes mayores.

Contiene caídas extendidas, y relegaciones o arpeggios (la parte melódica de la canción) de fondo mientras se pasan efectos en primer plano (el elemento armónico de la música, o “relleno de fondo”, que en general consiste de una progresión de acordes coro de sintetizador / voz / cuerdas).


El término “Uplifting Trance” se usa para describir en la escena trance británica lo que la mayor parte de la gente denomina epic trance, mientras que en el resto de Europa se usa para describir una forma más agresiva de progressive trance.


Euro Trance

El euro trance es un término retrospectivo usado en el Reino Unido, durante la primavera del 2002, por el canal MTV Dance de ese país.


Fue usado para describir a todas las importaciones europeas similares al trance, especialmente a las grabaciones hechas en Alemania, Países Bajos y Bélgica. El término nunca fue aceptado por el resto de Europa, con excepción de Polonia y algunos lugares de Italia y del este de Europa, donde se conoce como “Hanz Up” debido a la felicidad y atmósfera positiva que se crea al tocarse en vivo, la que impulsa a los ravers a “lanzar sus manos al aire”.


El euro trance no siempre gira alrededor de un sonido trance. Algunos productores recientes han explorado el uso de una base más dura para sus producciones, y otros se inclinan más hacia un sonido puramente trance, manteniendo elementos del hard.


Hard Trance

El hard trance se originó en Alemania a principios de la década de los 90 y es una de las primeras manifestaciones del trance. Se caracteriza por su fuertes kicks, con un sonido seco y duro. Ahora es menos común comparado con otras formas del trance, pero todavía tiene una estecha base de fans en Japón, Alemania y otras partes de Europa.


El sonido del hard trance oscila en el trance clásico con énfasis en lo duro, a menudo sonidos del estilo acid. El beat es muy fuerte, y los sintetizadores principales o pads son más simplistas, manteniendo su naturaleza trance.


El sonido “hoover”, llamado así por el similar zumbido al de una aspiradora, hecho famoso por Human Resource en el clásico Techno “Dominator” es usado con frecuencia, dando paso a melodías más duras a través de sintetizadores o pads. El tempo varía entre los 140 a 145 bpm.


Hardstyle

El hardstyle, a veces llamado hardbass, es un subgénero del trance que se relaciona al gabber y el hard trance. Su sonido se caracteriza por un beat “four to the floor” y un bass line de estilo gabber, punzadas de sintetizador trance y samples
variados.

Los tracks a menudo presentan una excesiva reverberación u otros efectos, cortes y pequeñas secciones de breakbeat. El tempo promedio está entre los 140 y los 150 bpm, alrededor de 30 puntos más lento que el gabber.


Muchos artistas hardcore producen canciones de hardstyle, que suena de forma similar pero es más accesible. El hardstyle en general se toca junto al Nu-NRG y el gabber en el Reino Unido, y junto al hard trance y el hardcore en el resto de Europa.


El hardstyle se ha dividido en 4 subcategorías: el british hardstyle (cercano al hard trance pero más suave), el dutch hardstyle (más duro y oscuro que otros sonidos hardstyle), el italian hardstyle (más serio y melódico) y el nu-style (demasiado sintetizado con samples y uso excesivo de reverberaciones).


Nu-NRG

El Nu-NRG es una forma de música dance que evolucionó del Hi-NRG de los años 80. Dj Jakimo fue el pionero del estilo a finales de la década de los 90. El Nu-NRG es similar al epic trance y el mainstream del house europeo pero con un beat más duro y rápido. Algunas canciones son melódicas, y pueden ser acompañadas por vocales de sopranos o mezzo-sopranos.


Progressive Trance

El progressive trance es un popular subgénero del trance y contiene elementos del house, techno, y el ambient.


El progressive tiene sonidos distintivos en muchas canciones, tales como inusuales bass lines o sonidos sintetizados originales, que en general lo hacen más pegadizo. Las frases son en general potencia de dos en las canciones progressive, y empiezan con la introducción de una nueva o diferente melodía.


Comparado al trance, el progressive es más profundo y abstracto, presentando un menor promedio de bpm (entre 125 y 135, en lugar de 130 a 160) y una recurrente estructura melódica. Esta estructura consiste en tres elementos principales: aumento, clímax y caída.


Variaciones acústicas sutiles de forma incremental o decremental anticipan la transición a cada subsecuente elemento estructural de la canción. El aumento inicial y la caída final son en general muy similares, agregando una cuota de simetría a la estructura de la melodía.


Además, un track de progressive trance en general es de mayor duración a un track convencional de trance, oscilando de los 5-6 minutos a incluso los 12-13 minutos.


Tech Trance

El tech trance es un subgénero que se basa en el techno y el trance como su nombre sugiere. Su pionero fue Oliver Lieb a mediados de los años 90.


El tech trance luego tomó un nuevo rumbo a principios del 2000 en manos de  productores como Marco V y Randy Katana, los productores líderes del dutch tech trance. Este nuevo estilo se enfocaba menos en los elementos del techno y más en lo comercial.


Esto atrajo a DJ’s de trance como Ferry Corsten, Tiesto, y Armin van Buuren, que empezaron a incorporar el tech trance en sus sets. El tech trance incorpora elementos del techno, como su naturaleza repetitiva y fuerte beat 4/4, agregando los elementos melódicos del trance. Los tracks de tech trance tienden a tener un tempo alrededor de los 135-150 bpm.


Los aumentos y caídas en una canción son elementos importantes, pero son menos prevalentes en el tech trance. Como resultado, hay más cortes y comienzos abruptos usados para incrementar el efecto de rápidos cambios en la música. Las voces son poco usuales, sólo hay frases cortas o palabras individuales.


El tech trance es un género bastante underground, pero crece en popularidad debido a una creciente lista de productores.


Vocal Trance

El vocal trance es un subgénero del trance que contiene sesiones altamente melódicas, intros / outros similares a los del hard trance y canciones de entre 6 y 8 minutos de duración.


El subgénero data de principios de la década de los 90, cuando el trance todavía estaba en desarrollo, y las voces se habían vuelto indispensables en el trance. Aunque muchas grabaciones de trance usaban samples vocales, los primeros ejemplos del estilo surgen entre 1992 y 1993.


Un track típico consiste de tres elementos. Al comienzo de la canción hay una intro de beats progresivos, que dura entre 1 y 3 minutos. La parte melódica (2 a 5 minutos) comienza a incrementárse, combinando voces, usualmente femeninas, y un sonido melódico con un patrón de graves para dar un gran ciclo de melodía. Finalmente cuando el outro se acerca, la melodía se desvanece y se obtiene el mismo ritmo de la intro, en general con cambios menores.


El vocal trance es propular en Europa, en especial en Alemania, Suecia, Países Bajos, Bélgica y el Reino Unido. El vocal trance es parte del eurodance, según el término es utilizado por los europeos. Para los fans norteamericanos, el término eurodance está más asociado con el eurohouse y otros estilos comerciales dance de los años 90.

1 comentario: